CIENCIAS SOCIALES HOY – Weblog

Actualidad sobre política, sociología, economia, cultura…

Chile vs. España: «¡Ni un solo paso atrás!»

with one comment

El ataque insoportable

Los jugadores de Chile, el equipo más dinámico del Mundial, se amotinaron ante la carga de obligaciones tácticas que les impuso Bielsa

DIEGO TORRES – Pretoria – 25/06/2010 /El Pais.com

futbol-suazo-paraguay Mauricio Isla estalló el 30 de marzo de 2008. "Me gritó mucho", dijo el defensa de Chile para comenzar a explicar que abandonaba la selección porque no podía soportar las exigencias tácticas de Marcelo Bielsa. "Sinceramente, no me deja jugar tranquilo", prosiguió. "Tengo claro que no debo seguir en este proceso. No soy el jugador que Bielsa quiere. En el Udinese, el técnico Pasquale Marino me dice que no suba tanto y Bielsa quiere que suba y baje a cada rato. Uno tiene que ser atleta para hacer esas cosas y por eso prefiero quedarme en el Udinese que es donde soy feliz jugando. Para la selección no voy a jugar. Yo solamente quiero ser feliz".

Isla, que solo quería ejercer de lateral derecho, continuó en su selección a pesar de la devastadora entrevista que concedió a El Mercurio. "Bielsa me llamó y me dijo que le había hecho daño pero me perdonaba y que si me gritaba era porque creía que yo podía hacer esas cosas", dijo. Ayer, durante el último entrenamiento a puerta cerrada para preparar el partido contra España, Isla se ejercitó como volante ofensivo por la derecha, acompañando en la misma línea a Estrada y Beausejour en un esquema de 4-3-3. Lo más probable es que hoy Casillas acabe teniendo que cuidarse de los disparos de Isla, que entrará desde atrás, acompañando los ataques masivos de su equipo. Su ejemplo sirve para definir la versatilidad de un equipo que bulle atacando y defendiendo.

Los jugadores chilenos pasaron del pánico a la serenidad. "Estamos tranquilos", repiten estos días. Durante los últimos años Bielsa combatió el temor escénico con la mecanización y logró conformar un equipo en el que los relevos, las coberturas, la presión y las maniobras ofensivas, ofrecen un abanico único en la Copa del Mundo. Si Chile carece del talento de otras selecciones lo compensa con una riqueza táctica que durante una época sus ejecutantes juzgaron insufrible. "Yo soy un obsesivo del ataque", dijo Bielsa cuando comenzó a entrenar en Primera, en Newell’s, en 1990. "El trabajo de destrucción tiene cinco pautas y adiós. Se llega al límite. El fútbol ofensivo es infinito, incalculable. Por eso es más fácil defender que crear".

Para ajustar mecanismos ofensivos, Bielsa obliga a sus jugadores a cambiar de mentalidad cuando les impone funciones a las que no estaban habituados. Cuando entrenaba a la selección argentina le pidió a Kily González y a Santiago Solari lo mismo que ahora le pide a su lateral zurdo, Gonzalo Jara: que ataque como un extremo, centrando un mínimo de diez veces por partido, y que defienda como un lateral. "Esto es físicamente imposible porque llegaría tan cansado arriba que no podría centrar bien", le dijo Solari. El técnico le respondió presentándose en su habitación con un vídeo: "No diga que no lo puede hacer porque aquí se demuestra que lo ha hecho con el l Madrid".

Bielsa, que se inspiró en Michels, Sacchi y Van Gaal, agita a los jugadores reclamándoles lo inaudito. A Helguera, cuando era medio centro en el Espanyol, lo obligó a jugar de central. Lo mismo hizo con Estrada en Chile. Lo colocó de central en un amistoso ante Zambia, y al ver que el jugador se desorientaba y perdía la pelota en un regate imprudente, Bielsa saltó en la banda y gritó: "¡Estrada! ¿Qué carajo estás haciendo?". Hoy Estrada jugará de pivote.

Contra España no habrá tregua. Chile buscará el modo de perforar la portería implicando a todos sus jugadores. Centrales, laterales, volantes, extremos y delanteros. "No cambiaré de estrategia" dijo ayer Bielsa, ante las especulaciones de que buscará el empate, "porque es más fácil intentar ganar que hacer un proyecto para no perder. Hace tiempo que jugamos a lo mismo. Lo que unifica el modo de jugar no son los planteamientos posicionales sino la intención de superar al rival por los caminos más comunes, e intentar atacar lo más posible y defender lo menos posible".

 

«¡Ni un solo paso atrás!»

Los chilenos insisten en la necesidad de jugar al ataque a pesar de que el empate les basta para clasificarse

 

JOSÉ MANUEL CUÉLLAR / JOHANNESBURGO-www.abc.es

Día 25/06/2010 – 02.35h

A Chile le llaman la Rojita, y de siempre fue así. No es porque sea menos que España y ahora a la nuestra se le llame la Roja. Es que siempre fue la Rojita para ellos y se muestran orgullosos del apodo. No es de extrañar que en este Mundial lo estén aún más. Por fin han consolidado un equipo de fiar, pues es de lo mejorcito de este evento. Rápidos, ofensivos, con ambición, muy agresivos en el robo de balón y con una convicción permanente en lo que hacen.

Marcelo Bielsa les ha motivado muy bien y potenciado sus puntos fuertes, aunque también tienen sus lagunas. Atrás, sus centrales sacan bien el balón, nada de pelotazos. Además, tienen técnica y potencial para hacerlo. Por los costados son más débiles y cuando no tienen a Carmona para hacer las coberturas lo pasan mal con los balones a sus espaldas. Si se ven presionados, se meten demasiado atrás y eso les crea problemas.

En el mediocampo son fuertes porque su agresividad les permite robar para hacerse con el balón y controlar los partidos, pues luego son muy directos en el pase. Elaboran menos que España, pero al robar tanto propician un buen número de ocasiones.

Arriba tienen problemas cuando no está Suazo porque les falta gol. Estando el «Chupete» completan un bloque muy sólido y competitivo. Será un partido complicado.

Es la enseñanza de Bielsa y a ella se aplican los chilenos como si fuera el catecismo: jugar como siempre, mantener el mismo estilo. Con el empate basta, pero no hay que pensar en él sino salir a por todas, agresivos y no dar un paso atrás.

El capitán que los manda, el portero Claudio Bravo conversó con ABC e hizo hincapié en este aspecto: «El objetivo es no especular. Ir a ganar y no dar un solo paso atrás. Es lo que hemos estado ensayando durante toda la semana porque sería ilógico salir a empatar el encuentro. No entra dentro de nuestra filosofía hacer eso. Jugaremos de la misma forma sea cual sea el resultado que necesitemos, esté quien esté delante. Vamos a morir con nuestra idea».

El central Ponce abundaba en la misma idea: «Afrontamos todos los partidos de la misma forma, tenemos un estilo que nos ha traído hasta aquí y qué mejor forma de refrendarlo que ante un gran equipo como el español». Ponce desveló una de las claves del éxito de Chile, una operación de desgaste que debe seguir en el partido ante España: «La fortaleza de nuestra defensa es porque los primeros zagueros son nuestros delanteros, que hacen una labor de presión tan buena que logra que los rivales lleguen cansados a nuestras últimas filas de retaguardia».

Mark González es, de los jugadores chilenos, el que probablemente mejor conozca a los españoles, pues al igual que Bravo ha jugado en nuestra Liga. De ahí el halago que hizo de los hombres de Vicente del Bosque: «Francamente, a pesar del resultado de Suiza, me sigue pareciendo el equipo más peligroso del Mundial. Les conocemos bien, son los mismos jugadores de la Eurocopa. Sabemos de la calidad que tienen y de sus individualidades. Son capaces de complicar la vida a cualquiera. No nos llevamos a engaño respecto a ellos».

Alexis Sánchez, el habilidoso extremo chileno, reitera la idea: «Hay que salir al ataque y sin complejos. No nos queda otra ante un equipo como el español».

Un estilo para ganar

España se juega ante la seductora y compleja selección chilena su futuro en el Mundial de Sudáfrica – Es previsible que Iniesta y Arbeloa sustituyan a Navas y Capdevila

JOSÉ SÁMANO – Johanesburgo – 25/06/2010 / EL PAIS.COM

Desde el fuero interno de la selección española se emiten una y otra vez las mismas señales de humo: el estilo no se negocia. Elocuente, sí, pero España no se juega hoy un concurso de belleza, sino el pase a los octavos de un Mundial. A partir de su guión de los dos últimos años, es muy probable que el éxito esté a su alcance; si llega por otra vía, ante las eliminatorias siguientes, el equipo se soltará las cadenas que de forma imprevista le pusieron los suizos. A excepción de Holanda, no hay equipo europeo que haya tenido garantizado el pase antes de la tercera jornada. Algunos, como Francia e Italia, se despeñaron. Otras de abolengo, como Alemania e Inglaterra, han estado al borde del abismo.

Ninguno de los dos caminos, al toque o a lo que sea, le resultará fácil a España. Chile es una selección sin fisuras, que se mueve por toda la cancha como un acordeón, al toque de tambor de ese loco maravillosamente cuerdo que es Marcelo Bielsa, un asceta del fútbol, sabio, meticuloso hasta la enfermedad. "Los entrenadores podemos cometer dos pecados: hacer caminar a jugadores que vuelan o hacer volar a jugadores que caminan. La capacidad de pensar es la única que no puede perder un entrenador", suele sostener este argentino de Rosario. Tan obsesivo que cuando era un adolescente de las categorías inferiores de Newell’s dormía en una pensión abrazado a una moto.

A Chile le bastaría un empate para sellar su clasificación matemática. Pero no entra en sus cálculos. "Es más difícil apostar por un empate que por una victoria", manifestó ayer Marcelo Bielsa. El técnico apuntó que su equipo, "como siempre", intentará "ser protagonista" y para ello "buscará el balón y atacará". En la delantera, Suazo, el chico que esta temporada ha jugado en el Zaragoza, no sabrá si puede alinearse hasta el último instante a causa de las molestias físicas que sufre.

Para contrarrestar el armónico sistema chileno, al que, de momento, como a España, solo le ha fallado la puntería, es previsible que Del Bosque altere la alineación presentada ante Honduras e Iniesta releve a Navas y, quizás Arbeloa a Capdevila. En este caso, España cerraría mejor la banda por la que percute con el turbo Alexis Sánchez, uno de los mayores peligros chilenos. El lateral madridista es mejor defensor y se le ve con más chispa que a su compañero del Villarreal, que en los dos partidos anteriores ha estado un tanto retraído tanto en el ataque como en la defensa.

Del Bosque se mostró ayer sereno a su llegada a Pretoria. "No siento vértigo", subrayó el seleccionador, que se mostró confiado en que el de hoy no sea el partido más importante de su vida. El salmantino volvió a enfatizar el poder del equipo chileno y dejó caer de nuevo: "Nunca dijimos que fuéramos favoritos. Hasta la fecha, hemos sido muy dignos en las victorias y también en las derrotas". Sobre el rival señaló que se trata de "un equipo difícil para cualquiera y tiene dos armas fundamentales como la presión y la salida al ataque. Lo hacen estupendamente", dijo.

Más conciso aún estuvo Xavi, el eje del juego español; de alguna forma, el guardián de un estilo que ha entronizado a España. Xavi, que se siente feliz en este Mundial pese al contratiempo frente a Suiza, fue rotundo: "Pase lo que pase, vamos a morir con nuestras ideas. El estilo no ha cambiado, solo hay algunas variantes".

Written by Eduardo Aquevedo

25 junio, 2010 a 0:37

Una respuesta

Subscribe to comments with RSS.

  1. Ha rodado todo un espionaje entorno a las dos selecciones no? ayer vi por TV como los periodistas, con camaras especiales para distancias largas, se metian en medio de los matorrales para ver las practicas de la selección chilena; ¿y ahora esta noticia? todo un espionaje futbolistico para dilucidar las tacticas de los equipos contrarios, no me quiero imaginar como será para la final entonces jeje. Saludos

    ejecritico

    25 junio, 2010 at 9:40


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: