CIENCIAS SOCIALES HOY – Weblog

Actualidad sobre política, sociología, economia, cultura…

Marco-Ominami deja entrever apoyo a Frei…

with 10 comments

"No acepto que me culpen si pierde Frei"

Marco Enríquez-Ominami deja entrever su apoyo a Frei

El ex candidato afirma que el 17 de enero pretende votar por uno de los dos nombres de la papeleta, pero que no está dispuesto a endosarle su apoyo a ninguno y dispara con fuerza contra ambos.

por C. Bofill – 20/12/2009 – 09:13

 

Una de las grandes lecciones de la primera vuelta presidencial es que pocos  conceptos están más desgastados en la política nacional que el de los "grandes electores". Desde lo alto de su índice de popularidad de más de 80%, la Presidenta Michelle Bachelet se jugó todo lo que pudo -con su equipo de gobierno incluido- para intentar traspasarle a Eduardo Frei Ruiz-Tagle parte de su tasa de aprobación ciudadana. Ese momento tan esperado, sin embargo, nunca llegó. Al revés: Chile vivió la paradoja de que el candidato de la Presidenta más apreciada de los últimos 20 años cosechó el peor resultado en las urnas en las cinco elecciones de ese período.

Con su 20,16% obtenido hace una semana, Marco Enríquez-Ominami tendría el perfil perfecto para intentar convertirse en el "gran elector" de la segunda vuelta. Pero no sólo no hay ningún motivo para augurarle éxito donde fracasó la figura más popular del país. Además -y sobre todo-, el ex candidato se rehúsa a usar el capital político que acumuló en sus 10 meses de campaña para endosárselo a Sebatián Piñera o a Eduardo Frei.

Por posicionamiento político, lo natural sería que se inclinara por el abanderado de la Concertación. Proviene de sus filas y en su último mes y medio de campaña enfatizó su pertenencia a la "izquierda progresista". No son pocos los analistas, sin embargo, que estiman que su verdadero objetivo es convertirse en líder de la oposición a un gobierno de la Alianza, escenario donde podría potenciarse mejor. Por otra parte, su proyección no se ve fácil sin una estructura partidaria ni representación en el Parlamento. A esas y otras interrogantes sobre su destino político responde en la siguiente entrevista.

-¿Va a marcar uno de los nombres en la papeleta el 17 de enero?
-Sí. Voy a votar.

-¿No le parece que debería terminar con el suspenso de una vez por todas y decir claramente cuál es su opción? Se supone que la tarea de un líder político es conducir.
-He dicho que con Piñera y su forma de hacer política tengo diferencias insalvables. Tampoco creo que Frei sea un avance. Tengo claro que mi tarea es liderar y lo he hecho. He liderado un proceso que captó la atención y adhesión de un millón y medio de chilenos y que es hoy la única ventana de futuro que se vislumbra en la política nacional. Muchos de los que hicieron esto posible se han puesto a disposición nuestra para la conformación de una nueva instancia política.

-En los últimos días, Piñera se abrió a estudiar sus propuestas económicas -apoyo a las pymes, royalty a la minería y rebaja de impuestos a las personas. Frei, a su vez, adoptó reformas políticas, como elección directa de intendentes y primarias obligatorias en los partidos para designar candidatos.  Insisto: ¿Cuál es su opción en segunda vuelta?
-Quisiera ver para creer. Quisiera que dieran pasos más concretos en esa dirección antes de tener una opinión concluyente. Pero respecto de las opciones de candidatos en segunda vuelta, puedo adelantar que para mí el proyecto de Sebastián Piñera es un retroceso.

-¿Y Eduardo Frei?
-Su proyecto no es un avance. Los dos son más candidatos del pasado que del futuro. Pero hago una distinción: rescato la base de apoyo de la candidatura de Eduardo Frei y, por lo mismo, entiendo los niveles de frustración de la gente. Su candidato debería representar un mensaje de renovación y esperanza, algo que no ocurre.

El comando oficialista ha transmitido, en la primera semana de la segunda vuelta, un mensaje de máxima polarización. ¿Cree que va a funcionar?
-Eduardo Frei hace un diagnóstico de la realidad completamente equivocado. Los problemas de su candidatura tienen origen en su falta de legitimidad, en ser fruto de una primaria ilegítima. El intento de polarizarse frente a la derecha para camuflar los vicios de origen es un error, un truco electoral, una cortina de humo para evitar el debate sobre la insatisfacción que tiene un conjunto de chilenos que históricamente habían votado de una manera y que hoy han decidido otro camino. Esa visión no la comparto, porque no es cierta. Porque la presidencia de la Cámara de Diputados de la UDI se obtuvo con votos de la Concertación y la Ley General de Educación se aprobó con un acuerdo mediocre derecha-Concertación. Deberían detenerse un minuto en por qué hemos llegado adonde estamos.

-¿Frei tiene posibilidades de remontar?
-Cualquiera puede ser presidente, siempre y cuando escuche las demandas de la gente y se le conceda valor y credibilidad a lo que dice el candidato. Aquí hay una forma de hacer campaña que es muy precaria. Por un lado, hay un candidato de derecha anclado en el marketing. Por otro, una candidatura que ha decidido reclamar de nuevo -como único argumento- cierto narcisismo moral, que consiste en creerse dueño de la verdad y la democracia. La democracia nos pertenece a todos.

-Después del 17 de enero, ¿por qué camino va a optar: potenciar un nuevo referente o buscar alianzas para volcar a su favor a los partidos de la Concertación?
-Todas las anteriores. Todo lo que sirva para seguir cambiando Chile y no retroceder en la línea que la Presidenta Bachelet abrió, que es un proceso de cambio cultural.

-¿La Presidenta Bachelet no está entre las derrotadas de la primera vuelta? El candidato por el cual ella y su gobierno se jugaron sacó el peor resultado de la historia de la Concertación.
-No. Su gobierno cristalizó un discurso y un sistema de protección social que es un tremendo aporte al país. Por eso me ha gustado ver ahora un nuevo diseño, mucho más coherente. Al contrario de la primera vuelta, la Presidenta ha definido que los ministros y cargos de confianza que trabajen en la campaña dejen sus puestos. Me parece bien para ella y su gobierno.

-¿Lo ve como una forma de protegerse ante un nuevo resultado adverso?
Lo veo más bien como un aprendizaje respecto de la primera vuelta. No era correcta la idea de que todo vale para ganar una elección. Observé con preocupación que la Presidenta empañara su legado y me alegra que haya enmendado el rumbo.

-¿Cree que la estabilidad del país está en riesgo si gana Piñera?
-He dicho que no nos vamos ni al cielo ni al infierno con ninguno de los dos. Pero el purgatorio no es el lugar donde quiero que vivamos los chilenos.  Soy un convencido de que el proyecto de Piñera es insuficiente y por eso competí.

-¿Frei no es el purgatorio?
-Eso lo decidirán los chilenos el 17 de enero.

-¿Cómo pretende ser un líder de la oposición al próximo gobierno si no tiene estructura partidaria ni parlamentarios?
-Mis adversarios siempre han dudado de mi capacidad. Dijeron que no marcaría en las encuestas, que no se reunirían las firmas para inscribirnos, que no daríamos gobernabilidad. Y ahora dudan que podamos ser una oposición eficiente. Haremos una oposición combativa y propositiva.

-¿No es más funcional para sus planes ser opositor a Piñera que a Frei, por el espacio político que puede ocupar?
-No hago ese cálculo. Mi voto en segunda vuelta será en función de la apertura a incorporar las propuestas básicas de mi programa.

-Ha sido un secreto a voces que en su comando había dos almas en caso de que no pasara a segunda vuelta. Por un lado, están sus padres, Carlos Ominami y Manuela Gumucio, más inclinados a un acuerdo con Frei. Por otro, Max Marambio contrario a cualquier acuerdo con la Concertación. ¿Cómo administra eso?
-Primero quiero decir que Carlos y Manuela tienen una visión de país que compartimos. No soy vocero de ellos, pero han dicho públicamente que ven hoy con tristeza que los candidatos están muy al debe. Segundo, el comando se cerró el viernes y se abrió otra etapa, que consiste en recorrer Chile y seguir plasmando este mensaje de transformación social que encarné. Por lo tanto, no puede estar dividido lo que aún no existe.

-Pero es un hecho que hubo diferencias que simbolizaron las figuras de sus padres, de Max Marambio y, por el lado de los que se inclinan por Piñera, por el economista Paul Fontaine.
-Efectivamente, hubo matices y la campaña tuvo mucha energía por eso. Pero tanto Max como mi entorno más cercano han estado clarísimos frente al mismo mensaje: no hay negociación posible.

-¿Cómo ha visto el acercamiento de Fontaine a la campaña de Piñera?
-La noche de la primera vuelta dije que dejaba a todos en libertad de acción. Y eso corre para todos.

-¿No teme ser responsabilizado si pierde la Concertación?
-Si ocurre, es curioso que se busque una explicación distinta a por qué la Concertación ha llegado adonde está. Ha sido advertida durante años: lo único que ha hecho es perder votos y han tenido todas las luces rojas. Las primarias fueron un síntoma. Yo no acepto que me culpen si pierde Frei. Todo es responsabilidad de una connivencia con la derecha, propia de la política del pasado, de unos acuerdos ramplones. Hay un intento explícito de camuflar el enorme error político de no haber escuchado la crítica. La Concertación va por un mal rumbo y está encabezada por dirigentes que han hecho de esta elección un problema patrimonial, de cuotas de poder personal. Pero además, en ese tipo de crítica hay falta de inteligencia.

-¿Por qué?
Considero una falta de inteligencia empezar a buscar culpables de una derrota antes que los electores vayan a las urnas. Lo pongo de otra forma: si Frei gana, ¿vendrán los dirigentes a felicitarnos por haber impedido el triunfo de Piñera en primera vuelta? Lo dudo. Pues bien: propongo que la coalición se haga responsable de sus éxitos y fracasos.

LA TERCERA.COM

Define su postura para la segunda vuelta

Marco Enríquez-Ominami deja entrever su apoyo a Frei

A pesar que el díscolo ex candidato presidencial no muestra abiertamente su posición de respaldar al abanderado concertacionista, afirma tajante que si la derecha llega al poder sería un retroceso. Además, dice no querer ser el chivo expiatorio de una eventual derrota del oficialismo y, a reglón seguido, precisa que debe ser la Concertación la responsable de hacerse cargo de sus éxitos y fracasos.

por El Mostrador

Luego de su derrota en primera vuelta, Marco Enríquez-Ominami se transformó en pieza clave de la política nacional, ya que todos los sectores le hacen guiños para conseguir su respaldo en la segunda vuelta.

Y no es para menos, ya que el 20,13% logrado el domingo pasado podría inclinar la balanza favorablemente a la Concertación o a la derecha. La coalición oficialista podría asegurar este domingo el apoyo del Junto Podemos, que obtuvo el 6,21%.

En una entrevista al diario La Tercera, el aún diputado aclara que el próximo 17 de enero concurrirá a votar y marcará una de las preferencias. Sin embargo, deja entrever que su opción sería Frei.

“He dicho que con Piñera y su forma de hacer política tengo diferencias insalvables. Tampoco creo que Frei sea un avance. Tengo claro que mi tarea es liderar y lo he hecho. He liderado un proceso que captó la atención y adhesión de un millón y medio de chilenos y que es hoy la única ventana de futuro que se vislumbra en la política nacional. Muchos de los que hicieron esto posible se han puesto a disposición nuestra para la conformación de una nueva instancia política”, sostuvo.

A pesar de los gestos que han dado los dos candidatos a La Moneda en la semana, Enríquez-Ominami no cree mucho en las palabras y como Tomás Dídimo dijo “ver para creer”.

“Quisiera ver para creer. Quisiera que dieran pasos más concretos en esa dirección antes de tener una opinión concluyente. Pero respecto de las opciones de candidatos en segunda vuelta, puedo adelantar que para mí el proyecto de Sebastián Piñera es un retroceso”, menciona.

El ex socialista precisa que ninguno de los dos abanderados representa sus ideales, ya que a su juicio son candidatos del pasado. “Pero hago una distinción: rescato la base de apoyo de la candidatura de Eduardo Frei y, por lo mismo, entiendo los niveles de frustración de la gente. Su candidato debería representar un mensaje de renovación y esperanza, algo que no ocurre”, agrega.

Campaña de Frei

Marco también hace un análisis crítico de la campaña del senador DC, afirmando que ha hecho un  diagnóstico equivocado de la realidad, ya que los “los problemas de su candidatura tienen origen en su falta de legitimidad, en ser fruto de una primaria ilegítima. El intento de polarizarse frente a la derecha para camuflar los vicios de origen es un error, un truco electoral, una cortina de humo para evitar el debate sobre la insatisfacción que tiene un conjunto de chilenos que históricamente habían votado de una manera y que hoy han decidido otro camino. Esa visión no la comparto, porque no es cierta. Porque la presidencia de la Cámara de Diputados de la UDI se obtuvo con votos de la Concertación y la Ley General de Educación se aprobó con un acuerdo mediocre derecha-Concertación. Deberían detenerse un minuto en por qué hemos llegado adonde estamos”.

Asimismo, argumenta que, ante un sistema político polarizado, cualquiera de los presidenciales puede llegar a La Moneda, pero advierte que Frei puede ganar siempre que “escuche las demandas de la gente y se le conceda valor y credibilidad a lo que dice el candidato”.

“Aquí hay una forma de hacer campaña que es muy precaria. Por un lado, hay un candidato de derecha anclado en el marketing. Por otro, una candidatura que ha decidido reclamar de nuevo -como único argumento- cierto narcisismo moral, que consiste en creerse dueño de la verdad y la democracia. La democracia nos pertenece a todos”, precisa.

Además, no cree que el resultado obtenido por la Concertación el domingo pasado signifique una derrota de la Presidenta Michelle Bachelet, ya que “su gobierno cristalizó un discurso y un sistema de protección social que es un tremendo aporte al país. Por eso me ha gustado ver ahora un nuevo diseño, mucho más coherente. Al contrario de la primera vuelta, la Presidenta ha definido que los ministros y cargos de confianza que trabajen en la campaña dejen sus puestos. Me parece bien para ella y su gobierno”.

El purgatorio

Enríquez-Ominami cree fehacientemente que si gana la derecha o el oficialismo el balotaje no significa que el país vaya a ir al infierno o al cielo, pero señala que “el purgatorio no es el lugar donde quiero que vivamos lo chilenos. Soy un convencido de que el proyecto de Piñera es insuficiente y por eso competí”.

Respecto a que si Frei significaría el purgatorio en el que entraría el país el próximo 17 de enero si gana, el diputado sólo se remitió a decir que “eso lo decidirán los chilenos”.

Un nuevo liderazgo

El ex candidato presidencial también responde a la pretensión de erigirse como un líder de la oposición en el próximo gobierno si no posee una estructura partidaria ni representantes en el Parlamento.

“Mis adversarios siempre han dudado de mi capacidad. Dijeron que no marcaría en las encuestas, que no se reunirían las firmas para inscribirnos, que no daríamos gobernabilidad. Y ahora dudan que podamos ser una oposición eficiente. Haremos una oposición combativa y propositiva”, menciona.

Además, sostiene no hacer cálculos respecto a que es mejor ser opositor en un gobierno de Piñera por el espacio político que puede ocupar. “Mi voto en segunda vuelta será en función de la apertura a incorporar las propuestas básicas de mi programa”, añade.

Un nuevo cura de Catapilco

Tras el fracaso de la Concertación el domingo pasado, las voces críticas apuntan a ME-O a quien tildan como el nuevo cura de Catapilco, ya que su posición firme de no negociar un eventual apoyo a Frei podría perjudicar la opción del oficialismo.

Sin embargo, Enríquez-Ominami no quiere ser tildado como el responsable de la derrota de la Concertación y la pérdida del poder.

Ante la eventualidad de una derrota, advierte que “es curioso que se busque una explicación distinta a por qué la Concertación ha llegado adonde está. Ha sido advertida durante años: lo único que ha hecho es perder votos y han tenido todas las luces rojas. Las primarias fueron un síntoma. Yo no acepto que me culpen si pierde Frei”.

Y a reglón seguido señala que “todo es responsabilidad de una connivencia con la derecha, propia de la política del pasado, de unos acuerdos ramplones. Hay un intento explícito de camuflar el enorme error político de no haber escuchado la crítica. La Concertación va por un mal rumbo y está encabezada por dirigentes que han hecho de esta elección un problema patrimonial, de cuotas de poder personal. Pero además, en ese tipo de crítica hay falta de inteligencia”.

“Considero una falta de inteligencia empezar a buscar culpables de una derrota antes que los electores vayan a las urnas. Lo pongo de otra forma: si Frei gana, ¿vendrán los dirigentes a felicitarnos por haber impedido el triunfo de Piñera en primera vuelta? Lo dudo. Pues bien: propongo que la coalición se haga responsable de sus éxitos y fracasos”, finaliza.

10 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Marco Enrìquez-Ominami lamentablemente no va a endosar sus votos a ninguno de los dos candidatos entre Frei y Piñera en segunda vuelta, y hoy dìa el PC le entregò el apoyo a Eduardo Frei, ademàs don Sebastiàn Piñera està confiado que aho`ra sì va a ganar y va a salir presidente de Chile.

    Nicolàs Pèrez Armaza

    20 diciembre, 2009 at 13:54

  2. Hola me encanta vuestro blog, si queréis os añado a mis enlaces favoritos en mi web y vosotros me añadís a mi, saludos y gracias por la información que a diario ponéis en la web, nos vemos!!

    http://hoysecumplen.com

    hoysecumplen

    25 diciembre, 2009 at 7:44

  3. AMIGO,
    YA TE AÑADÍ EN MI LISTA DE BLOGS… ME PARECE EXCELENTE ESTABLECER INTERCONEXIONES ENTRE BLOGS AMIGOS CON INTERESES COMUNES… SALUDOS

    Eduardo Aquevedo

    25 diciembre, 2009 at 19:49

  4. Sres. Creo que el candidato Marco, lo que hizo con el apoyo a Freí, fue una traición para todos los que botamos por el, creímos en una alternativa y ahora me confirma la sospecha de la estrategía política que tenía la concertación, y no se puede confiar en los farzantes, que tenemos como políticos incluso el padre o padrastro, llego corriendo y llorando para que no le corten la teta que le da de mamar, que denigrante, pero bueno ya sabemos que estos contal de comer gratis, con la plata de nosotros, todos los chilenos ni se arrugan, lo peor es que viven comodos, mientras los que trabajamos cada dia vamos peor, y culpan a la derecha, y a Pinochet jajaja…yo igual por mi ignorancia creía lo mismo, pero hoy me doy cuenta que para controlar algunas cosas también hay que eliminar la causa, hoy se hacen los puritanos claro con lo que les conviene, en realidad son unos zanganos, la única forma de mejorar nuestro pais es cambiar la clase politica, nada de parientes, hijos nietos, etc…claro que es un deseo que no se podra cumplir….en fin, creo que Marco podía haber hecho algo mas de hombres, por último llamar a botar nulo, claro que eso podia suspenderle la teta al papá y ¿como van a alimentar a los nietos sin trabajar?… Creo que debemos cambiar todos los chilenos y pensar en nuestro país y ¿como mejorar la clase política?, ¿como hacer que nuestros gobernantes trabajen igual que nosotros? bueno un poquito aunque sea… una solución yo creo es “no” elejir a los hijos “de”, solo hacemos que se hagan ricos esas familias, se podría decir al final que el país en realidad es de ellos, ¿no creen?, ahora otra pregunta ¿porque no hay leyes que castiguen a los que no cumplen con sus obligaciones politicas? solo porque así estan cómodos….En cuanto a Piñera si tiene tanto dinero tambien debemos pensar que explota a sus trabajadores, si no ¿porque tanta riqueza? ¿por trabajador? jajaja… si buscan en estas riquezas de Freí, Piñera, Lagos, todos primero la politica ¿envidia? claro si tienen todo sin hacer nada y uno se saca la cresta y na ni na, apenas alcanza para vivir… si es cierto con cualquier gobierno siguiremos igual, pero la alternancia puede que mejoren alguna cosita, y caiga algo para el pueblo, piensen hoy no tenemos mas alternativa que Piñera, y por quedarse en el poder algo bueno harán, por último cambiaran de pitutos politicos en las entidades publicas que son pura burocracia por su ignorancia…. Es todo tengo que almorzar y a trabajar….. Por ahora Piñera presidente, si no sirve se cambia y punto solo 4 años, hemos esperado 20 y tantos por la alegría que nunca llego bueno para el pueblo los politicos estan felices….gracias ojala se publique esto…..Ahh, las faltas ortográficas disculpen no soy universitario….

    Hernán

    14 enero, 2010 at 12:09

  5. que lastima que este señor marcos ominami haya mostrado su verdadera cara tan pronto, le habia creido al igual que mi familia, pero es de los mismos, marcos te sepultaste politicamente nadien te creera ahora.
    haci es la politica mentiras y conveniencia

    sergio vargas

    14 enero, 2010 at 13:52

  6. MEO LA VERDAD MAS QUE HABLARTE DEBIERA SACARTE LA CRESTA NOSOTROS LOS VERDADEROS HOMBRES SOMOS DE UNA SOLA PALABRA. Y EL ERROR QUE COMETISTE FUE POR UN TRABAJO PARA TI Y TU PADRE . BUENO COBARDE DICEN QUE LA NECESIDAD TIENE CARA DE EREJE HUGO NAVARRO ROJAS

    hugo navarro rojas

    14 enero, 2010 at 19:50

  7. ¿QUIENES SON LOS “VERDADEROS HOMBRES”? ¿LOS QUE APOYAN A PIÑERA Y SE INDIGNAN CON MEO POR DAR SU APOYO A FREI? ESA ODIOSIDAD CONTRA MEO SÓLO PUEDE VENIR DEL PIÑERISMO…

    Eduardo Aquevedo

    14 enero, 2010 at 21:12

  8. EDUARDO QUEVEDO TU Y EL AWEVONAO DEL MEO SE QUEDARON CON CON LA TREMENDA COLAAAAAAAAAA PAR DE GILES UN AMIGO HUGO NAVARRO

    hugo navarro rojas

    20 enero, 2010 at 17:00

  9. LA PORQUERIA DE LA CONCERTACION NI PIENSEN VOLVER AL GOBIERNO PORQUE CON PIÑERA PUTA QUE SE LE A NOTADO QUE ERAN CALLAMPA Y LOS AGILADOS SEGUIAN VOTANDO POR ELLOS.Y A TI MEO POR TRAIDOR Y MENTIROSO AHORA CAGASTE PERA SIEMPRE YA NADIE TE CREE GIL DE PAMPA . UN AMIGO HUGO NAVARRO ROJAS ANTOFAGASTA

    hugo navarro rojas

    3 mayo, 2011 at 15:17

  10. AL MEO Y A LOS PENCA DE LA CONCERTACION YA NO HAYAN QUE HACER PARA BLOQUEAR AL GOBIERNO DE PIÑERA.SOLO LES QUEDA ANDAR ACUSANDO UNO A OTRO INTENDENTES A MINISTROS OSEA ANDAN PURO WEANDO COMO SI ELLOS FUERON LA RAJA COMO GOBIERNO. Y FUERON LOS MAS PENCAS COMO GOBIERNO OSEA VALEN CALLAMPA LOS DE LA CONCERTACION……….NO GANAN NUNCA MAS ESTOS AGILADOS UN AMIGO HUGO NAVARRO ROJAS ANTOFAGASTA

    hugo navarro rojas

    14 junio, 2011 at 15:05


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: